Además de que los costos de los autos usados son menores a comparación de uno nuevo vehículo de agencia, es una de las opciones más accesibles que tienen las personas en México para poder adquirir un coche. De hecho, cada año este sector de la industria automotriz tiene un incremento, pues según un estudio realizado por la página web Segundamano, al menos de 2016 a 2017 el incremento que se tuvo de ventas de autos seminuevos fue del 40%.

Sin embargo ¿Qué debes de tener en cuenta para adquirir un auto si no es de agencia? Bueno en opinión de los expertos, hay ciertos aspectos que debes tener en cuenta al momento de hacer una elección y compra de este tipo de artículos:

Evitas los grandes mercados y los famosos “coyotes”

Aunque los tianguis de autos son una opción por la que muchos propietarios de autos optan, también es una zona donde los coyotes pueden operar. El problema con este tipo de vendedores es que te querrán vender el auto, sin importar sus condiciones físicas o de la maquina, sin ofrecerte garantía o incluso sin asegurarte las condiciones legales del automóvil en cuestión.

Siempre ten presente tu presupuesto

Un error que comenten muchas personas es gastar todo su dinero en el auto sin parar a pensar en los arreglos, inconvenientes o aspectos de circulación que deben de arreglarse a futuro. Antes de adquirir un auto, analiza el rango de precios, los problemas o ajuste que debas atender una vez lo compres y el tipo de auto que en verdad necesitas. Una camioneta para una sola persona no resulta la mejor opción.

Tomate tu tiempo 

Adquirir un automóvil no es como ir de compras, debes de tomar tu tiempo, analizar las posibilidades e incluso esperar un poco para una mejor oferta. Además de que debes de corroborar que la documentación este en regla y que a la larga no se presente ningún problema legal. Es emocionante comprar un auto, pero antes del que el impulso te gane, piensa con la cabeza fría.

Revisa el estado por fuera y por dentro

Una carrocería mal cuidada es un indicativo de que el coche no ha sido cuidado apropiadamente o incluso que ha sufrido percances mayores como accidentes. Pintura dispareja, ligeros cambios en la tonalidad, golpes mal resanados pueden decirte mucho del auto y de su dueño. Otra cuestión es la maquina, y si no eres un experto en motores Nissan, puedes pedirle a alguna persona de confianza- que conozca del tema- que te ayude a determinar si el motor se encuentra en condiciones favorables o por el contrario, es mejor que sigas buscando.